jueves, 24 de octubre de 2019

Hablando sola...




Aunque no lo crean, si algo recuerdo perfectamente fue mi paso por la educación preescolar, en esa época no era obligatoria y muchos niños no iban a la escuela hasta la primaria. Yo cursé el tercer grado de preescolar, conocido también como "parvulitos".


Me gustaba mucho ir a la escuela, pero recuerdo bien que la madre Maurilia y su auxiliar la Miss Lupita no sabían muy bien que hacer conmigo.

En aquellos años, en el kinder te enseñaban a colorear, hacer bolitas y palitos, aprendías las vocales y los número del 1 al 10 y tan tan, y yo siendo la menor de seis hermanos, llegué al primer día de clases sabiendo leer, escribir, sumar y restar (aunque esto último me importaba muy poco)

Así que ¿que podían hacer esas pobres mujeres con esa niña parlanchina y peleona que se aburría de todo en 2 minutos y discutía con quien se pusiera enfrente a la menor provocación? Pues lo mejor que podían hacer era deshacerse de mí, en cuanto terminaba la plana de lo que fuera (con un trazo que dejaba mucho pero mucho que desear) me daban permiso de salir del área de kinder y deambular por el resto del colegio, primaria y secundaria, con tal de no aguantarme por un buen rato.

¿Qué podía hacer una niña de kinder en una escuela donde todos los demás estaban en sus salones tomando clases? pues tocaba de puerta en puerta preguntando -¿Maestra, me da permiso de cantar?- si, como en el camión, y no me daban ni un centavo, que tonta, debí sacar provecho cuando tuve la oportunidad.

Y ahí andaba de salón en salón, cantando, contando cuentos que me inventaba o declamando alguna recitación. Después de un rato regresaba feliz a mi salón, dispuesta a ponerme a trabajar otra vez.

Dicen que para encontrar tu pasión en la vida es necesario recordar lo que te hacía feliz en tu infancia, ¿será que tengo que tocar de puerta en puerta en mi fraccionamiento a ver si alguien me da permiso de cantar o recitar ? XD

No lo creo, pero recordar es volver a vivir, y sólo de escribir ésto creo que me durará una sonrisa en el rostro por largo tiempo :D

Y tú, ¿que amabas hacer de niño?

AG.