miércoles, 22 de agosto de 2018

Miércoles Cultural: Peliculeando con Xime

El Justiciero 2
Buen día, queridos amiflos. Ya es miércoles y llega con él su post peligacho. Ya que el patrón lucho me depositó mi milloncito, pude darme el lujo de ir al cine (donde si tienen refri y microondas para los empleados) a ver una buena película de Denzel Washington, El justiciero 2 y si no han visto la uno, no se preocupen, porque es una trama tan simple y lineal que no es necesario conectarla con la primera, funciona excelente como película solitaria. Bueno, sí no saben de que trata, les comento que nos cuenta la historia de un chofer de taxis o uber, no entendí bien, que un dia lo agarran de malas y empieza a matar gente a lo tonto (otra vez).

Lo chido. Las secuencias de acción son unas joyas, me encantó la coreografía y las explosiones. 
En general, Denzel es muy buen actor, así que no decepciona en este papel. 
Tratan de hacer que la película se sienta más humana, más real y eso me gusta.

Lo chafa: No hay suficientes escenas de acción, y es que para ser un filme sobre acción, estas escenas deben abundar y creo que nos queda a deber un poquito más en ese sentido.
Siento que trataron de alargar mucho la película y se vuelve algo predecible, sin mencionar la pelea final que es exageradíiiiisima.

Lo raro: Siento que ya había visto esta película antes y es que parece que hicieron la película en piloto automático. Como que se "inspiraron" en taxi Driver con Robert de Niro.

Este personaje entra en una selección de personajes solitarios que no buscan problema alguno con nadie, pero que su pasado llega a ellos, como Jack Reacher y John Wick. Estas películas e historias, así como sus personajes, cada vez son menos frecuentes en Hollywood, una industria que apela mucho más al gran blockbuster y a las amenazas que destruirán el universo. Sin embargo, El Justiciero 2 demuestra que hay otro tipo de historias que pertenecen a un cine más íntimo pero no por ello menos emocionante, uno que es entretenido y que no pretende descubrir el hilo negro ni mostrar la más original de las historias. Lo que pretende es mostrar héroes anónimos que buscan arreglar nuestros problemas. Y es que esas también son amenazas, y si hubiera más gente como Robert McCall, podría ser un mundo mejor… aunque a Hollywood parece interesarle poco.

Xime Washington