Friday, April 15, 2016

Viernes pa' la banda - Eres zurdo?



Aunque somos minoría, seguro que conoces a algún zurdo.

Ese niño que siempre llevaba la mano manchada de azul, que entregaba los ejercicios emborronados, la chica que siempre maldecía al tratar de cortar con unas tijeras al hacer manualidades... Desde abrir una lata hasta escribir en una silla-pupitre, que la mano izquierda sea la que manda puede hacer difícil las tareas más sencillas en todas las etapas de la vida.






Ser zurdo ha sido estigmatizado en la mayoría de las culturas hasta muy recientemente. El termino siniestro, contrario a diestro, tiene connotaciones muy negativas y viene del latín sinister. En inglés, izquierda es left, que proviene del inglés antiguo lyft, que significa débil o inútil.






El porcentaje de zurdos en la humanidad se ha mantenido en torno a un 10% de la humanidad (entre 8% y 13% en sus casos más extremos), en todos los continentes, razas y culturas. Los científicos apuntan, por tanto, que tiene que tener claras ventajas evolutivas.


Un sondeo en el que participaron 1.400.000 personas, descubrió que los que usan la mano izquierda sufren menos úlceras y artritis. Los científicos teorizan que también podrían conservar mejor la memoria al envejecer, cuando el procesamiento cerebral se ralentiza. Aunque no hay teorías establecidas sobre esto, muchos científicos apuntan a que casi todas las particularidades de los zurdos se encuentra en la estructura y el funcionamiento del cerebro, que está dividido en dos mitades. La mayoría de la gente se apoya en la mitad izquierda para las tareas relacionadas con el lenguaje. Pero un 30% de los zurdos prefieren la derecha o no se decantan por ninguna. Esto dotaría a los zurdos de mayor sensibilidad y rapidez a la hora de procesar información y almacenarla, ya que la conectividad entre ambos hemisferios es más intensa y flexible. Cuando el cerebro debe procesar y archivar información que se pasa de una mitad del cerebro a otra, los zurdos tienen ventaja.





La ciencia moderna ha descubierto, y no puede explicar, un dato sorprendente: cerca del 20% de los esquizofrénicos son zurdos. La ciencia también ha encontrado mayor tendencia en los zurdos a desarrollar dislexia, déficit de atención, hiperactividad y otros desórdenes del ánimo.





Un estudio del Peabody College concluyó que entre los niños precoces en matemáticas y lenguaje, se encuentran altos porcentajes de zurdos, miopes y alérgicos/asmáticos. Todas estas dificultades podrían apuntar a otra razón para que los zurdos sean tan espabilados: la necesidad constante de adaptarse a un mundo de diestros. Otra teoría propone que comprobar que son diferentes al resto desde la infancia les da mayor ambición, lo que explicaría el inusualmente elevado número de líderes militares y políticos y dictadores zurdos que han existido.



Parece que no decantarse por ningún hemisferio de forma definida provoca que los zurdos manejen peor sus emociones; y como resultado, las áreas de la corteza cerebral que procesan las emociones negativas presentan mayor actividad. De forma destacada, las de la ira y la hostilidad.



Adicionalmente, esa confusión entre los hemisferios también hace a los zurdos más sensibles al miedo y a las situaciones de estrés.

Cortesía de Bashalpal