Tuesday, February 7, 2017

Martes de Rola - El Personal


No me hallo, por más que le hago, no me hallo.
No me gusta ni el verano ni el invierno,
no me gusta ni la gloria ni el infierno.
Yo no sé lo que quiero, ni en donde, ni con quien.
Esta vez les traigo un grupo casi desconocido para los chilangos y resto del mundo, excepto para los de Guadalajara: El Personal.

La bella Guadalajara (esa que huele a limpia rosa temprana, la de olor a tierra mojada), de toda la vida ha querido marcar una clara distancia con el resto del país, casi igual que Puebla, quisieron desmarcarse de la terrible mezcla que se vivía en el centro del país, donde las clases acomodadas podían llegar a convivir con los peladitos. Por esto mismo, no es ninguna mentira decir que Guadalajara es una de las ciudades más mochas de este país, y al mismo tiempo es una de las que llevan una vida muy activa en el clóset.

Durante muchos años toda la vida cultural del país se desarrolló en el centro, en la capital, dejando fuera al llamado interior del país, pero hace unas décadas, por ahí de los setentas, empezó a emerger un grupo de chavos desmadrosos. Para finales de los ochenta ya estaban destacando en varias áreas del quehacer cultural, Guillermo del Toro, ya andaba haciendo cine y televisión, Jis y Trino andaban dando a luz al entrañable amigo de todos los niños El Sanx, y en la música, nacía y moría El Personal.

La historia del grupo ha sido extensamente descrita, sobre todo en esta nota de la revista Replicante, titulada, No me hallo, igual que el único disco que vio en vida Julio Haro, el papá de El Personal. Ese Julio Haro era un vato de esos que trae un desmadre en la cabeza, que nada le cuadra, que todo pregunta, pero no a lo pendejo, bien leído el muchacho, sobre todo estudió a Freud y Marx, pero tampoco fue creyente, no se hallaba.

Dicen que el grupo nació medio en juego luego de un viaje de Guadalajara al DF, en un destartalo auto sin radio, entonces Haro agarró su lira y empezó a coverear, improvisando, cotorreando. Luego, ya de regreso en Guadalajara armaron la banda. Pero Haro enfermó de SIDA y murió sólo con un disco grabado en estudio y algunos tracks en vivo.

Les dejo una rolita por si quieren gastarse el mega, pero por si se animan les subo el disco, No me hallo y algo más (aquí pueden leer la ficha. El disco que subí lo armé de YouTube, porque no encontré uno completo con los tracks separados, por eso trae algunos tracks que no son con la voz de Julio Haro). Descarguelo aquí, o de plano, si quieren abusar de la confianza escríbame un correo y se los mando a la vuelta.




Cortesía de Null