Monday, January 16, 2017

Lunes Godinez - Relaciones amorosas en la oficina.

Buen día, maigos, estos días pasados, mientras discutíamos un tema en el blog, surgió una pregunta de Jazzy acerca de que si un abrazo de un compañero de trabajo duraba mas de 5 segundos, que significaba? Y aunque las respuestas fueron variadas, al final me parecer ser el consenso fue de que el compañero de Jazzy en efecto estaba sobrepasándose con su abrazo.


Pues bueno, basado en lo anterior, se me ocurrió investigar acerca de las relaciones amorosas en el trabajo y como esto puede afectar o beneficiar tanto a los empleados involucrados como a su desempeño en su lugar de trabajo, a ver que les parece :





Uno de cada cinco empleados ha tenido un romance en el trabajo, y una de cada 10 parejas se conoce allí. No es para menos:  pasamos entre 8 y 9 horas diarias en la oficina, y con nuestros compañeros compartimos buenos y malos momentos. Y es que, como suelen decir, ‘el roce hace el cariño’.


Pese a todo, en principio no estamos muy por la labor de tener un ‘affaire’ con un compañero. Al menos eso es lo que afirma un estudio elaborado por la web trabajando.es, que asegura que el 47% de los trabajadores jamás tendría una relación amorosa dentro de la oficina. Eso sí, un 28% dijo que aún no había tenido oportunidad pero que, si se presentase, la aprovecharía.


Para Javier Caparrós, Director General de trabajando.es, los líos en el trabajo “son una situación más normal de lo que creemos”. Caparrós apunta que la clave para mantener un romance en la oficina es “saber separar lo laboral de lo sentimental” y “no invadir el espacio del otro”.


Sin embargo, no siempre es tan sencillo huir de los cuchicheos de los compañeros y las afirmaciones malintencionadas. Quizá por eso el 6% de los encuestados reconoce que prefiere mantener este tipo de relaciones en secreto.






A favor: nos hace más productivos

Un estudio elaborado por la sexóloga noruega Elsa Aalmas afirma que relaciones amorosas en el trabajo incrementan el rendimiento. Según Aalmas, un idilio entre compañeros facilita un mejor desempeño laboral y, además, contribuye a crear un ambiente más distendido.


Otra investigación, en este caso publicada por el diario italiano 'La Repubblica', afirma que el 65% de las personas -sobre todo mujeres- que se enamora de un compañero de oficina resultan más productivas.


La explicación es sencilla: el trabajo comienza a ser visto como un nexo de unión para la pareja, que va con más ganas a la oficina y a la que no le importa dedicar más horas de las estipuladas con tal de pasar más tiempo juntos.

En contra: puede desestabilizar al grupo

La regla de oro para mantener un idilio en la oficina es que los empleados sean capaces de separar lo privado de lo meramente profesional. Pero, como no siempre es posible, las empresas deben adoptar un código de conducta al respecto.


Algunas compañías prohíben estas relaciones de manera tajante, otras las permiten mientras no sean 'vox populli' o interfieran en la buena marcha del grupo. Y es que, una relación conflictiva puede causar numerosos problemas y daños laborales colaterales.


Las escenas de celos y las discusiones generan un clima incómodo para el resto de la plantilla, alimentan los rumores y, lo peor de todo, pueden llevar a una radical pérdida de productividad de los afectados y sus subordinados. Así que, si te gusta un compañero de trabajo, piénsatelo dos veces antes de lanzarte.

Así que como ven, han tenido ustedes algún tipo de relación con un compañero de oficina? 

-Brion